“La paz en Colombia”, Diálogos de Cambio con el Grupo de Puebla estrenó su sexto capítulo

Durante la tarde del pasado miércoles, se desarrolló el sexto capítulo de “Diálogos de Cambio con Grupo de Puebla”, programa on line moderado, en esta oportunidad, por el excandidato presidencial chileno, Marco Enríquez-Ominami, el cual tuvo la participación del senador colombiano, Iván Cepeda y la exministra del trabajo de ese país, Clara López.

En la jornada transmitida a través de Facebook Live de Grupo de Puebla, ambos invitados debatieron sobre el proceso de paz en Colombia, el cual tuvo un nuevo capítulo con la reciente detención del expresidente Álvaro Uribe, por una causa judicial que tiene como uno de los principales protagonistas al senador, Iván Cepeda.

“Todos los procesos en el mundo político son sobre el cambio, pero Colombia es una excepción. Cientos de dirigentes sociales muertos este año, un proceso de paz que fue producto de una controversia, de un esfuerzo gigantesco y sangriento para llegar hasta ahí, y un plebiscito por vía democrática reversa, con un presidente de ultraderecha que también reversa la paz en Colombia”, introdujo el referente del Partido Progresista chileno, Marco Enríquez-Ominami.

Por su parte, el senador colombiano del partido Polo Democrático Alternativo, Iván Cepeda, aseguró que “a diferencia de muchos países en que el poder judicial se ha prestado para atacar alternativas progresistas e intentar destruir proyectos progresistas, quiero destacar la tradición de los jueces y magistrados que defienden la Constitución, la democracia y los derechos humanos. La justicia también puede ser, y debe ser, un instrumento de cambio social y político“.

Finalmente, Clara López, ex ministra del trabajo de Colombia, tuvo palabras para los próximos desafíos que enfrentan las fuerzas progresistas latinoamericanas en este contexto tan adverso. “No podemos perder el espíritu de Unasur, que era una integración no solamente de carácter económico, sino que por encima de todo de integración de ciudadanías. Desde la oposición, desde el progresismo y desde los movimiento sociales, tenemos que seguir construyendo esa idea como un espacio cultural, de autonomía y de cohesión en el contexto internacional para proponer una gran agenda social para América Latina como un mecanismo continental y un elemento de cohesión interna en nuestros países para la lucha electoral y política”, sentenció.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.